El descalabro de Argentina a pocas semanas del Mundial de Rusia 2018

La paliza que España le dio a Argentina en el partido amistoso ha tirado abajo las esperanzas de los argentinos de cara al Mundial 2018.

Argentina se viene abajo antes del Mundial de Rusia 2018.
Argentina se viene abajo antes del Mundial de Rusia 2018.

A pocas semanas de la gran cita de selecciones, una de las noticias del Mundial de Rusia 2018 es cómo se levantará Argentina después del varapalo sufrido el otro día ante España. La albiceleste recibió un duro correctivo por parte de la Roja y esto ha tirado por tierra las esperanzas de los argentinos que temen que algo así ocurra de nuevo en Rusia y que terminen pasando una vergüenza Mundial.

Lo cierto es que algo así ya se veía venir desde hace meses. Argentina pasó sufriendo la Fase de Grupos en Sudamérica y tan sólo un descomunal Messi, que se echó el equipo a la espalda ante Ecuador en el último encuentro, pudo hacer que su selección llegase al Mundial de Rusia 2018 con un equipo totalmente desdibujado, como un barco a la deriva donde todos saben que van a naufragar pero no se sabe dónde ni cuándo. Sólo que ocurrirá. La derrota por 6-1 ante España es solo la prueba de que a día de hoy, Argentina está muy lejos de tener la base construida de cara al Mundial.

En los últimos años, son varios los entrenadores que se han sentado en el banquillo de la albiceleste. Así, es imposible generar la confianza y la tranquilidad necesaria como para que el equipo se crea de verdad que puede. Sampaoli, una de las últimas novedades, aceptó dirigir un banco que quema y ha logrado clasificar a Argentina para el Mundial pero su idea de juego de salir con la pelota desde atrás y con presión alta no parece adaptada a lo que la selección tiene ya que se vio las carencias de Otamendi, Rojo o Tagliafico a la hora de querer sacar la pelota desde la defensa.

El equipo está partido en dos. La defensa no es capaz de llevar la pelota arriba y Leo Messi, que su ausencia el otro día demostró que Argentina sin su capitán sería capaz de hundirse desde el minuto 1, a veces tiene que bajar hasta su propio campo para intentar que la pelota circule. A pesar de tener grandes jugadores como Banega, Dybala, Agüero o Di María, Argentina no es capaz de generar un juego bonito que ilusione a una afición con la paciencia perdida desde hace mucho tiempo. Y es que ése es otro de los grandes problemas de Argentina. El equipo no conecta con la afición y que haya jugadores como Icardi tan fuera del equipo, y otros dentro que nadie entiende tampoco ayuda.

Desde Argentina siempre recibían con los brazos abiertos la cita mundialista cada cuatro años pero para Rusia 2018 la preocupación es más que evidente ya que temen que este ridículo se repita y que esto sea algo que se recuerde durante décadas.

Comentarios recientes

¡No te pierdas ni una publicacion! X

Dale a "me gusta" en Facebook
Siguenos en Twitter